No hubo color. Francia marcó las diferencias en mano trinquete y se adjudicó los dos oros en juego, tanto en categoría individual, como en parejas. Lo hizo, además, por la vía rápida. En categoría individual Baptiste Ducassou abrió el fuego en la jornada de finales en el trinquete con un autoritario triunfo sobre el español Eneko Maiz, al que superó por un doble 15-4, acreditando desde un primer momento el gran nivel galo.

Una superioridad que tuvo continuidad en parejas. El tándem formado por Bixintxo Bilbao y Peio Larralde fue muy superior a los mexicanos Martín Cabello y Orlando Díaz al cosechar una sólida victoria en dos juegos (2-15 y 4-15). Con los triunfos en ambas categorías Francia se quita la espina de la doble plata cosechada en los anteriores Campeonatos del Mundo de Zinacantepec 2014 y se consolida como firme candidata a conquistar el medallero general.